Uno de los valores del claustro del Máster de Narrativa es que muchos de los profesores que lo forman son también escritores que publican con asiduidad. En Escuela de Escritores creemos que para enseñar lo primordial es ser un gran profesor, aunque también es importante conocer en primera persona los avatares del oficio.

Así, profesores con un recorrido tan contrastado y prestigioso en la enseñanza de la escritura creativa en España como Javier Sagarna e Ignacio Ferrando, siguen consolidando su obra como autores con nuevas publicaciones que llegan a las librerías este mes de mayo. Junto a ellos, dos escritores con una sólida carrera como narradores en los últimos años y que se han incorporado al claustro de narrativa del Máster -Rubén Abella y Luisgé Martín- publican sus nuevas novelas.

NOSOTROS H (Tropo Editores) es la nueva novela de Ignacio Ferrando tras Un centímetro de mar (Alberdania, 2011) y La oscuridad (Menoscuarto, 2014). Los protagonistas de NOSOTROS H son un grupo de individuos que responden al mismo nombre. Todos se llaman Hoffman. Viven en un cuartel, en un desierto, aislados voluntariamente del mundo exterior. Sus días pasan rutinarios, en una cotidianidad casi monacal. Su misión es la de manipular información, la de crearla a partir de otra información, de estadísticas y gráficas, sin cuestionarse su origen o su veracidad.Un día, sin embargo, este equilibrio es roto por una inesperada noticia. Varios de ellos reciben el encargo de contrastar una información: la existencia (o no) de Arnold Schönberg. Esto obligará al grupo a un peregrinaje por el mundo “exterior”. Los Hoffman irán siendo exterminados por la materia, por las tormentas, por el sexo o por la necesidad de salvar a otros.

Javier Sagarna presenta el 21 de mayo su segundo libro de relatos con la editorial Menoscuarto tras Ahora tan lejos. En  Las nuevas aventuras de Olsson y Laplace los protagonistas de estos cuentos encuentran oasis y serpientes venenosas, estampidas de elefantes, hormigas caníbales y cocodrilos de ojos luminiscentes, los misterios de las cumbres del Himalaya y el hedor de las más sórdidas alcantarillas, naufragios, piratas, zocos, dinosaurios, islas más o menos desiertas, batallas y paraísos en los que descansar, desiertos, los más desolados desiertos y hasta algún minuto musical. Olsson y Laplace recorren el mundo de la aventura en la más contemporánea de las búsquedas existenciales, la de la identidad.

Por su parte, Rubén Abella entrega con California (también en Menoscuarto Ediciones) su cuarta novela después de la aplaudida Baruc en el río (Destino, 2011). En ella, César O’Malley, un triunfador de las finanzas, un ejecutivo a quien se rifan las multinacionales, parece no tener tanta fortuna en su vida privada. Las sociedades urbanas del siglo XXI, los marginados y excluidos por la crisis económica, el egoísmo social, los juegos de apariencias, las relaciones de pareja y la educación de los hijos son algunos de los asuntos que Abella desliza a través del relato central.

La vida equivocada (Anagrama), de Luisgé Martín, es la historia de dos hombres –un padre y un hijo– que sueñan con la gloria y sólo alcanzan el desastre. Max, un escritor mediocre a quien Luisgé Martín conoció en su juventud, recuerda las misteriosas ambiciones de Elías, su padre, que murió en un accidente aéreo cuando él era todavía un niño y dejó tras de sí centenares de cuadernos y de álbumes fotográficos en los que estaban encerradas las claves de sus secretos. Esos secretos son el nudo central de La vida equivocada, que, como en anteriores libros de Luisgé Martín, se acerca a temas oscuros y sugestivos que acaban atrapando al lector: la sexualidad socialmente desviada, la identidad imprecisa, la muerte o la turbiedad política.