home

Jonathan Franzen en Escuela de Escritores

El novelista estadounidense impartirá lección inaugural de la XIII Promoción del Máster de Narrativa

Si alguno de los nuevos treinta alumnos que el próximo 1 de octubre se incorporan a la XIII Promoción del Máster de Narrativa cree en la superstición de los números, aquí tiene un motivo para conjurarla: Jonathan Franzen, el gran novelista norteamericano del siglo XXI, el autor de Las correcciones, coronado por la crítica y el público, compañero de generación y amigo de Foster Wallace, impartirá la lección inaugural del Curso 21-22.

Antes de publicar a finales de 2001 Las correcciones (Salamandra), Franzen era más conocido por sus textos de no ficción que por las dos novelas que había publicado anteriormente. Ciudad veintisiete Movimiento fuerte (publicadas en España por Alfaguara) seguían la estela posmoderna de Pynchon o DeLillo y compartían con La escoba del sistema, la primera novela de David Foster Wallace, un mismo objetivo: dar con el lenguaje novelístico del siglo XXI. Sin embargo, Franzen se dio cuenta que algo fallaba en sus planes.

En 1996, el año en que Foster Wallace publicaba la radical La broma infinita, Franzen escribía en un ensayo para la revista Harper’s sus impresiones sobre el estado de la novela y el oficio de novelista en Estados Unidos. La conclusión de Franzen era que el género, en la época del espectáculo, había perdido toda relevancia, se había alejado de los lectores (“el novelista tiene más y más que decir a unos lectores que cada vez tienen menos y menos tiempo para leer”, afirmaba) y se preguntaba dónde encontrar la energía para comprometerse como escritor con un género en crisis cuando la crisis consistía precisamente en la posibilidad de comprometerse.

Cinco años después de ese artículo Jonathan Franzen había encontrado el compromiso y la fórmula para comprometerse. En lugar de avanzar, retroceder: la solución para la novela contemporánea era volver al molde del realismo clásico. Las correcciones, que narra las peripecias de una familia desestructurada, los Lambert, se convirtió en un bestseller internacional que vendió cerca de tres millones de ejemplares, se llevó el Premio Nacional del Libro de aquel año, se tradujo a 40 idiomas y deslumbró como el fenómeno editorial de la década.

Tras casi diez años de silencio, en 2010 se publicaba en Estados Unidos Libertad (Salamandra, 2011). En ese momento su retrato aparecía en la portada de la revista Time — los únicos escritores que hasta entonces habían ocupado la portada de la influyente publicación habían sido James Joyce, Vladímir Nabokov, J. D. Salinger, John Updike y Toni Morrison — y el diario The New York Times le bendecía con el título de Gran Novelista AmericanoLibertad, interpretada como la gran novela de la era Obama, aumentó el número de ventas y lectores y consolidó la reputación global de Jonathan Franzen.

En 2015 publica Pureza (Salamandra), que también se convirtió en bestseller, aunque en esta ocasión la recepción de la crítica fue más tibia. El próximo 21 de octubre la editorial Salamandra publica en España su última novela, Encrucijadas, la primera entrega de una trilogía que se hunde en los abismos de la sociedad estadounidense contemporánea.

Además de estas novelas, Franzen es autor del ensayo Cómo estar solo, los libros de memorias Zona fría y Zona templada (todos publicados en España por Seix Barral) y el más reciente El fin de la tierra (Salamandra, 2019), una recopilación de textos de no ficción (encontramos textos periodísticos, autobiográficos, ensayos, relatos de viajes y reseñas literarias) alrededor del ecologismo y el cambio climático. Además, Franzen publica frecuentemente relatos y ensayos en las revistas The New Yorker y National Geographic y el diario The Guardian.

Jonathan Franzen nació en Western Springs, Illinois, en 1959 y creció en Webster Groves, en el estado de Missouri. Tras graduarse en el prestigioso Swarthmore College, estudió en Berlín con una beca Fullbright y antes de iniciar su carrera literaria trabajó en el laboratorio de sismología de Harvard. Además de los premios otorgados a su obra, Franzen ha sido elegido miembro de la Academia de las Artes y las Letras y de la Academia de las Artes y las Ciencias de Estados Unidos.

Compartir en

¡Inscríbete!